Entradas

Mostrando entradas de noviembre, 2015

La tercería de mejor derecho por gastos de propiedad horizontal.

Imagen
La reclamación fundada en el art. 9.1 e) LPH puede articularse mediante la tercería de mejor derecho cuando la comunidad de propietarios tenga conocimiento de que el piso a que corresponden dichos gastos ha sido objeto de ejecución. El precepto otorga al crédito de la comunidad el carácter superprivilegiado y por ello se instaura un gravamen legal prevalente sobre cualquier otro derecho, real o personal por el mero hecho de la inscripción del título de la Propiedad horizontal y de ahí que la preferencia de los créditos comunitarios no venga determinada por su inscripción en el Registro de la Propiedad (SAP MADRID, Sección 12ª, 18 de octubre de 2013, Roj: SAP M 14191/2013). 
Tampoco será necesario que el crédito esté reconocido en una sentencia o título ejecutivo, por lo que la copia del acuerdo de la Comunidad aprobatorio de la liquidación de la deuda por las cuotas reclamadas servirá como principio de prueba de la existencia del crédito. 
Siendo inexistente el conflicto en el caso…

A vueltas con la puesta en conocimiento de las ejecuciones civiles en el Registro Concursal.

Imagen
La última reforma de la Ley de Enjuiciamiento Civil por la Ley 42/2015, de 5 de octubre, introdujo el siguiente párrafo en el art. 551.3.3º LEC:
El Secretario judicial pondrá en conocimiento del Registro Público Concursal la existencia del auto por el que se despacha la ejecución con expresa especificación del número de identificación fiscal del deudor persona física o jurídica contra el que se despache la ejecución. El Registro Público Concursal notificará al juzgado que esté conociendo de la ejecución la práctica de cualquier asiento que se lleve a cabo asociado al número de identificación fiscal notificado a los efectos previstos en la legislación concursal. El Secretario judicial pondrá en conocimiento del Registro Público Concursal la finalización del procedimiento de ejecución cuando la misma se produzca. Supongo que con la “puesta en conocimiento”, el legislador habrá querido decir “inscripción en el Registro Público Concursal” o quizá “anotación” y hasta es posible que se hay…

La liquidación de la sociedad de gananciales por deudas privativas.

Imagen
El art. 541.3 LEC dispone si la ejecución se siguiere a causa de deudas propias de uno de los cónyuges y se persiguiesen bienes comunes a falta o por insuficiencia de los privativos, el embargo de aquéllos habrá de notificarse al cónyuge no deudor. En tal caso, si éste optare por pedir la disolución de la sociedad conyugal, el tribunal, oídos los cónyuges, resolverá lo procedente sobre división del patrimonio y, en su caso, acordará que se lleve a cabo con arreglo a lo dispuesto en la Ley de Enjuiciamiento Civil, suspendiéndose entre tanto la ejecución en lo relativo a los bienes comunes. 
En este supuesto la disolución y posterior liquidación de la sociedad de gananciales se produce cuando se persiguen bienes gananciales por la insuficiencia de los privativos, siendo así que el cónyuge no deudor podrá consentir el embargo, o solicitar al tribunal que sustituya el embargo sobre los bienes gananciales por una traba sobre la cuota indivisa del deudor en la sociedad. 
Nótese, pese a la des…

¿Qué Disposición Adicional regula las subidas de tensión, entiéndase como “ponerse de los nervios”?

Imagen
Permítanme algunas licencias con el lenguaje de Cervantes. Cuando el Boletín Oficial del Estado comenzó a expulsar las tropecientas reformas legales, que pondrán a la Justicia española a no sé qué nivel en el mundo contemporáneo, faltó tiempo para que la vanguardia del nerviosismo apareciera en escena. 
Una de las ventajas de cumplir años en la casa es que basta una primera lectura de cualquier texto para saber si tenemos una chapuza de día y medio con la mitad de la escayola por el suelo o, una reforma de esas de revista de papel caro, con materiales que no se describir y con toda clase de innovaciones tecnológicas. Y cuento esto porque las dos últimas leyes que retocan el proceso civil (Leyes 19/2015 y 42/2015) y que nos han introducido en no sé qué planeta o estrella de la Guerra de las Galaxias, obligan a registrar a todo el mundo en el Registro Mercantil, a celebrar todas las subastas en la nube virtual y tienen más de escayola mal puesta, que de techo vaticano. 
La primera cosa, q…